Ok

By continuing your visit to this site, you accept the use of cookies. These ensure the smooth running of our services. Learn more.

lunes, 14 febrero 2011

Beethoven sinfónico

NV-IMP721.JPGNo he asistido muchas veces en mi vida a conciertos de orquestas tan numerosas como el del viernes pasado en Ginebra. Además el último movimiento de la sinfonía incluye el famoso coro Oda a la alegría y fue impresionante oírlos con esa fuerza impresionante. Los solistas cantando tan fuerte en medio de esa orquesta me sorprendieron. Claro que la sala de conciertos tiene una acústica excelente que se presta perfectamente al espectáculo. Pensar que el conservatorio cumple ciento setenta y cinco años es decir no muchos años después de la muerte de Beethoven me dejó pensativo. Por último pensar que el compositor era sordo y sin embargo llegaba a producir esas obras maestras de la música es asombroso. Total una noche de vuelta al pasado musicalmente o quizás una demostración de que las verdaderas obras maestras son intemporales.

175ème anniversaire du Conservatoire de Musique de Genève
Vendredi 11 février 2011 20h
Orchestre de la Haute École de Musique Genève
Emmanuel Krivine direction
Priscille Laplace soprano
Brigitte Balleys mezzo-soprano
Jörg Dürmüller ténor
Gilles Cachemaille baryton-basse
Choeur de la HEM
Celso Antunes direction
Ludwig van Beethoven

Symphonie n° 9 en ré mineur op. 125 pour soli, orchestre et chœur mixte

Free entrance, get tickets at the outlets of the City of Geneva: Alhambra, Arcade municipale, Cité Séniors, Grütli, Genève-Tourisme, Centrale Billetterie T 0800 418 418 (Suisse) T +41 22 418 36 18 (Étranger), Organisation CMG – HEM

http://www.youtube.com/watch?v=qWX5f0HTx8U&feature=related

jueves, 10 febrero 2011

Piazzolla - 4 saisons de tango

piazzolla.jpgMe gustó este espectáculo musical y de danza sobre las composiciones de tango de Piazzolla. Fue un concierto de buena calidad con interpretaciones de varias épocas del compositor argentino. Los bailarines también fueron muy buenos especialmente con los tangos más modernos donde tuvieron que adaptar y crear coreografías y pasos interesantes. Precisamente hace diez años estábamos en Buenos Aires con un grupo de amigos locos de tango bailando cada noche en milongas diferentes, con clases de baile o de historia del tango durante el día y un poco de tiempo para turistear. Fueron dos semanas intensas e inolvidables. Recuerdo especialmente a Vittorio, un experto en tangos que nos explicó a la vez la historia y la evolución de la música y del baile desde sus inicios hasta nuestros días; nos mostraba además cómo adaptar el baile al compositor o a la época del tango. Era un apasionado amante del tango que vivió en París cuando volvió la moda del tango y era DJ en milongas parisinas de esa época. Gasté mucho dinero en cursillos de baile y olvidé casi todo, pero me quedan las bases que me permiten disfrutar de una milonga sin tener miedo de quedar ridículo.

Piazzolla - 4 saisons de tango
Musique & danse
Evénements - Spectacles Onésiens
Salle communale d'Onex

Un hommage original musical et dansé aux 4 saisons!

Dans Les Saisons Portègnes, Astor Piazzolla rend un véritable hommage aux Quatre Saisons de Vivaldi. Empruntant au baroque ses techniques d’écriture, l’homme au bandonéon perpétue la tradition du Tango, à la fois brûlure du soleil et abîme de noirceur. Déhanchements rythmiques dans un théâtre de larmes et de regrets, Patricia Carrazco et Pablo Linares, magnifique couple de danseurs argentins à la carrière internationale, restitue l’âme du Tango avec fièvre et folie, mais aussi avec charme en bandoulière.

Provocation sublimée et vulgarité collant à la peau, si l’esprit même du Tango est sorti de la rue, Astor Piazzolla a toujours su l’y faire retourner. Évoquant un monde meilleur à travers le langage de la nostalgie, il greffe son amour de la musique savante occidentale avec les battements sourds de l’Argentine. Piazzolla, Les Quatre Saisons, soleil noir de mélancolie, sont fondamentalement une déclaration tragique, musiciens et danseurs sublimant cette passion magnétique, versatile et envoûtante.

Artistes

  • Patricia Carrazco & Pablo Linares (danse)
  • Isabelle Meyer (violon & direction artistique)
  • Louis Schwizgebel (piano)
  • Dagoberto Linhares (guitare)
  • Jérémy Vannereau (bandonéon)
  • Lionel Cottet (violoncelle)
  • Esteban Moreno (conseil chorégraphique)

Programme

  • Astor Piazzolla

Histoire du Tango
(Bordel 1900, Café 1930, Nightclub 1960, Concert d’Aujourd’hui)
Les Quatre Saisons
(Las Cuatro Estaciones Porteñas)
(Primavera Porteña, Verano Porteño, Otoño Porteño, Invierno Porteño)

http://www.art-en-ciel.ch/?a=22

08:00 Anotado en Espectáculos | Permalink | Comentarios (0) | Tags: tango, música, danza

lunes, 16 agosto 2010

Concierto al aire libre

NV-IMP669.JPGHabía dos conciertos gratuitos esa tarde en el mismo parque de la Vilette. El primero como a las seis era de un grupo africano, el segundo como a las siete y media, de un grupo búlgaro. Asistir a los dos dependería del cansancio de estar de pie en caso de no haber conseguido puesto cómodo. El lugar era suficientemente grande para recibir más de mil personas holgadamente. Ahí nos sentamos a esperar en el prado en medio de la muchedumbre. A nuestro alrededor, familias con niños pequeños, parejas de enamorados, grupos de amigos. Como el grupo era africano, de Costa de Marfil me parece, muchos espectadores eran negros. Me llamó la atención unas mujeres muy blancas de unos cincuenta años rodeadas de hombres negros mucho más jóvenes que ellas, pues me recordaron los documentales de las europeas que van a buscar aventuras a República Dominicana o las Antillas. A pesar de tanta gente junta, el lugar estaba limpio. Al rato comprendí que era gracias a empleados que pasaban regularmente con bolsas de basura recogiendo desperdicios. Así la gente no tiene la tentación de dejar todo tirado. A medida que se acercaba la hora del concierto llegaba más gente. Me encantó ver la vestimenta de unos y otros. La temperatura estaba agradable, ni frío ni calor, el sol se estaba ocultando detrás de los edificios. A la hora prevista subieron al escenario primero un percusionista y luego dos guitarristas. Por último la cantante y estrella del grupo subió con un bonito vestido azul con un turbante que le hacía juego y una calabaza enorme que le servía para marcar el ritmo gracias a unas conchas que a forma de collar la rodeaban. Muchos espectadores se pusieron de pie y empezaron a aplaudir. Me tocó levantarme de mi sitio para poder ver el escenario. Era música alegre que contagiaba el ambiente haciendo bailar y mecerse a mucha gente. Mi hija me hizo notar que la cantante a veces cantaba en árabe. Claro entendí muy pocas palabras como 'gracias', 'todos' y algunas más, pero no me extraña ya que la letra de ciertas canciones siempre me ha costado trabajo descifrar en cualquier idioma. La hora pasó volando y llegó el momento de terminar el concierto e irnos. Son esas oportunidades imprevistas que se presentan en el verano por aquí y que hay que aprovechar.