Ok

By continuing your visit to this site, you accept the use of cookies. These ensure the smooth running of our services. Learn more.

miércoles, 06 octubre 2010

El sabor de tu piel

SaborPiel.jpgAcaba de salir en Madrid une nueva antología literaria en la que participo. Esta vez el tema es el erotismo. El librito tiene relatos variados desde los más rudos hasta los más delicados. El mío está en algún lugar entre esos dos extremos. Fue divertido escribirlo y espero que sea del gusto de mis lectores a quienes seguramente sorprenderá verme metido en estos temas, pero al fin y al cabo era una especie de juego o ejercicio literario. Me ha gustado el resultado. Pueden leer las primeras páginas y hasta comprarlo aquí http://www.edicionesirreverentes.com/narrativa/Sabortupie...

 

El sabor de tu piel
Antología
(Narrativa, 78)

El sabor de tu piel es la mejor selección de relato amatorio y erótico escrito en español.

Ediciones Irreverentes, en colaboración con el programa Sexto Continente de R.E.E., organizó un concurso del que resultaron ganadores Fernando Morote (Perú), Gloria Scharetg (EEUU), Raúl Vallejo (Ecuador), Víctor Montoya (Bolivia) y Fernando Ariel Kosiak (Argentina). Se une a ellos el ganador del I Premio de Relato Erótico La Vida es Bella, José Enrique Canabal, y 9 destacados autores: los españoles Andrés Fornells, Caro Verbo, Manuel Villa-Mabela, Pedro Antonio Curto, Manuel A. Vidal, Álvaro Díaz Escobedo, Miguel Ángel de Rus, Juan Patricio Lombera (México) y Nelson Verástegui (Colombia).

Las diferentes sensibilidades del erotismo hispano quedan aquí reflejadas para los amantes del género. Desde el placer canalla hasta relatos con una fuerte carga onírica y sentimental. Estos relatos van más allá de la descripción pura de los placeres carnales; en ocasiones se ponen al servicio del amor, del odio o se convierten en metáforas de la vida en la sociedad contemporánea. En estos relatos se muestra deseable la carne en su esplendor o en su madurez frutal. Si en la literatura erótica antigua se mostraba la unión o la lucha entre lo sobrenatural y lo terrenal (y los dioses copulaban con hembras humanas), aquí se encuentran hombres y mujeres luchando entre conceptos como bueno y malo, placer y venganza. El sabor de tu piel salta por encima de los recuerdos del Amor Cortés y nos muestra hombres y mujeres reales, con pulsiones que a veces son incapaces de contener; hombres y mujeres que ya no creen en casi nada y se dedican al placer.

Max Sauco (1969, Irkutsk, Rusia) es autor de Bogman, la imagen de portada. Extraordinario pintor, escultor y fotógrafo es uno de los más prestigiosos artistas del nuevo surrealismo y un genio de la manipulación digital. Ha sido galardonado por la Federación Internacional de Arte Fotográfico (FIAP), con Mención de Honor por la serie "Fingers" y "Mammself" en el Fotosalón Internacional de Odessa 2004. En 2009 en el Trienberg Super Circuit de Austria recibe la Medalla de Oro en el apartado "Desnudo" por Bogman, y en 2010 se le concede la Medalla de Oro por Excelencia por "Vitruvian Girl". (www.sauco.ru)

15 euros - 228 páginas
ISBN: 978-84-96959-69-9

martes, 07 septiembre 2010

El hombre termómetro

HommeThermometre.jpgTerminé de leer un libro muy interesante sobre neurosicología, L'homme thermomètre de Laurent Cohen, en el que estudia el funcionamiento del cerebro a partir de personas enfermas y sanas con los nuevos métodos de resonancia magnética, entre otros. Es increíble ver por ejemplo cómo han podido deducir que la codificación en el cerebro de una palabra como PIZZA no es P+I+Z+Z+A sino más bien algo como P+I+2+Z+A pues hay enfermos que se equivocan en las letras pero no en la repeticiones y viceversa. Otro descubrimiento es que el centro de la lectura y de la escritura no están situados en el mismo lugar. Hay enfermos que por accidentes vasculares no pueden leer pero sí pueden escribir sin problema (algo que le dictan por ejemplo) o que para poder leer se tienen que ayudar siguiendo con el dedo la forma de las letras. Muestra de manera simple los mecanismos del cerebro y la localización de ciertas funciones que se han ido descubriendo a los largo del tiempo y sobre todo en las últimas décadas gracias a los escáneres IRM. La desconexión de una parte del cerebro con el resto o de los dos hemisferios cerebrales puede manifestarse de maneras muy extrañas.

Me hizo pensar en el descubrimiento de América pues durante mucho tiempo los europeos no lograban darle forma a ese nuevo continente ya que los navegantes llegaban a distintos lugares por diversos caminos sin encontrar la China como esperaba Colón. Es como conocer una ciudad a pie y de pronto caer en una calle o en un barrio que ya conocíamos pero ahora llegando por un camino nuevo. Así se va armando mentalmente el mapa de la ciudad como los neurosicólogos van descubriendo el mapa del cerebro gracias al estudio comparativo de los comportamientos y localización de las lesiones de sus pacientes.

L'homme thermomètre de Laurent Cohen
Laurent Cohen, neuropsychologue, est professeur à l'Hôpital de la Salpêtrière-Paris-VI. Ce livre est de la même veine que L'homme qui prenait sa femme pour un chapeau. Au lieu de faire un exposé dogmatique de la neurologie et des pathologies redoutables qu'elle explore, Laurent Cohen expose le cas d'un homme qui désignait tout ce qu'on lui présentait - peigne, boîte d'allumettes, ciseaux, cuiller, etc. - pour un thermomètre, et il explique ce qu'il faut de neuropsychologie pour que le lecteur fasse le diagnostic avec lui. Le choix du cas est particulièrement heureux. Ce n'est pas un cas simple qui illustrerait l'une de nos capacités cognitives, c'est au contraire un cas qui met en jeu deux fonctions, le langage et la vision. Ce sont en même temps celles qui ont été les mieux étudiées par les cognitivistes. On a non seulement l'explication de chacune de ces fonctions mais aussi de leur couplage dans la lecture, ce qui donne une idée précise du mode de fonctionnement général du cerveau. Laurent Cohen réussit parfaitement à passionner le lecteur pour. la neuropsychologie afin de comprendre ce cas, et à soutenir l'intérêt du lecteur pour ce cas humainement émouvant afin de comprendre le fonctionnement du cerveau en général.
http://www.amazon.fr/Lhomme-thermom%C3%A8tre-cerveau-en-p...

sábado, 10 julio 2010

La puta de Babilonia

LaPutaDeBabilonia.jpgTerminé de leer este libro del mexicano Fernando Vallejo (nacido en Colombia, tomó la nacionalidad mexicana y renunció públicamente a la colombiana). Es una panfleto virulento contra las tres grandes religiones monoteístas, pero en especial contra la iglesia católica, que me pareció interesante. Es un inventario de los crímenes y guerras que en nombre de la religión se han cometido en la historia de la humanidad. Cita muchas fuentes pero no da las referencias exactas. En realidad es un monólogo de un ateo convencido, un grito rabioso de un vegetariano defensor de los animales.

Me parece muy bien que se escriban y lean libros así primero por la libertad de expresión y segundo para que la gente piense y no se quede con lo que le han contado de pequeño y se ha creído sin cuestionarlo. El tono es muy agresivo y burlón. Se nota que se ha documentado, pero aunque me divertí y hasta reí leyéndolo, me pareció que flaquea en muchos aspectos. Me hizo pensar en un niño furioso que descubre que el Papá Noel o el Niño Dios no es lo que pensaba, o en un seminarista frustrado que ha perdido la fe. Los fanáticos de todos los extremos me asustan y si algunos ateos convencidos tuvieran el poder, podrían emplear métodos tan violentos y condenables como la Inquisición para obligarnos a compartir sus ideas. Si Vallejo tuviera el poder, hasta a los animales carnívoros los condenaría por hacer sufrir a sus semejantes.

Para probarse a sí mismo que Jesucristo no existió se basa en obras de la época en la que no se lo menciona y cree en ellas con fervor pero al mismo tiempo le niega veracidad a los evangelios. Para mí a estas alturas, tras dos milenos de manipulaciones, no podemos estar seguros de la veracidad de escritos tan antiguos, no tenemos la mentalidad de la época para entenderlos, ni los elementos para situarlos en su contexto verdadero. Por más de que queramos, nuestra mente y nuestra cultura están impregnadas de cristianismo hasta el tuétano y disociarse de ella en los escritos es súper difícil aunque no imposible. Me da la impresión de que Vallejo quisiera que la Biblia fuera escrita por un solo novelista en primera persona con una coherencia total para que fuera válida y creíble. Critica la misoginia de la iglesia y la gente que usa nombres de animales para insultar, pero él trata al papa Benedicta como si ser mujer fuera un insulto. Vaya. En algunos pasajes se le nota una condescendencia a la pederastia que sorprende. Un poco contradictorio el señor en su megalomanía.

Somos hormigas de un enorme hormiguero y ningún individuo por importante e inteligente que sea logra cambiar la historia a su antojo. Somos el resultado de fuerzas dispares y contrarias que nos llevan en una dirección hoy y quizás mañana como un péndulo volvamos a otra situación que no imaginamos. Si tanto critica la humanidad Vallejo, la única solución sería un suicidio colectivo para que el planeta «viva» en paz. No hay que ser conformista ni revolucionario para disfrutar de las cualidades y defectos de los seres humanos. No soy tan pesimista como este señor aunque respeto su punto de vista.

LA PUTA DE BABILONIA
de Vallejo, Fernando
Seix Barral
13.0x19.0 cm, 320 pags
Lengua: CASTELLANO
Encuadernación: Tapa blanda bolsillo
ISBN: 9788432250286
Colección: BOOKET
Nº Edición: 1ª
Año de edición: 2009
Plaza edición: BARCELONA

Fernando Vallejo pide cuentas a la Iglesia. La puta de babilonia es como llamaban los albigenses a la Iglesia de Roma, inspirados en la expresión del Apocalipsis. Esta obra saca a la luz el voluminoso sumario de los crímenes cometidos en nombre de Cristo por su Iglesia desde el año 323 en que, apoyada por el emperador Constantino, pasó de víctima a verdugo. Obra escrita con rigor histórico y académico.

http://www.casadellibro.com/libro-la-puta-de-babilonia/12...

13:28 Anotado en Libros | Permalink | Comentarios (1) | Tags: ensayo, religión, ateismo